Welcome to Magazine Premium

You can change this text in the options panel in the admin

There are tons of ways to configure Magazine Premium... The possibilities are endless!

Member Login
Lost your password?

Toque terapéutico

El toque terapéutico (TT) es un tipo de medicina energética mediante el cual el terapeuta mueve sus manos sobre el  “campo energético” del paciente, para dirigir, presuntamente, el flujo del chi o prana para que el paciente pueda sanar. El TT se basa en la creencia de que cada ser vivo tiene un “campo de energía vital“, que se extiende más allá de la superficie del cuerpo y genera un aura. Este campo de energía puede llegar a desequilibrarse, desalinearse, obstruirse o salirse de tono. Los sanadores energéticos creen que pueden sentir y manipular este campo energético realizando movimientos que se asemejan a masajear el aire unos centímetros por encima de la superficie del cuerpo del paciente. Los sanadores energéticos también piensan que pueden transferir una parte de su propia energía vital hacia el paciente. Estas espaciosas manipulaciones supuestamente restauran el campo energético a un estado de equilibrio o armonía, a una alineación apropiada, desbloquean una obstrucción en el campo energético vital o lo transfieren del sanador al paciente. Esta restauración de la integridad del campo se cree que hace posible que el cuerpo se cure.

El TT no tiene ninguna base científica, pero sí que tiene una historia. Fue creado por una enfermera y teósofa, la Dra Dolores Krieger, enfermera registrada (R.N) y miembro de la New York University’s Division of Nursing comenzó a dar TT a principios de 1970. Estaba convencida de que las palmas son chakras y pueden canalizar la energía curativa. Ella es la autora de Toque Terapéutico: Cómo usar las manos para ayudar y curar (Therapeutic Touch: How to Use Your Hands to Help and to Heal, 1979) y varios libros sobre el TT. La Dora Kunz, presidente de la Sociedad Teosófica de América, fue su mentora y una sanadora intuitiva. El TT era practicado principalmente por las enfermeras, aunque el TT, al parecer, se practicaba en todo el mundo por todo tipo de sanadores “alternativos” y laicos.

Los practicantes admiten que nunca ha habido ninguna detección científica de un campo energético humano. Esto, dicen, es debido a las insuficiencias de nuestra tecnología actual. En cambio, alguien con un sentido entrenado es supuestamente capaz de detectar el campo energético humano y evaluar su integridad. A pesar de la evidente base metafísica para esta charlatanería, los defensores del TT afirman que es científica porque se basa en la física cuántica. Una propuesta de subvención para estudiar el toque terapéutico en víctimas de quemaduras afirma: “La teoría cuántica afirma que toda la realidad está compuesta de campos de energía y que más del 99% del universo es simplemente espacio.” Otro defensor afirma

Los principios fundamentales en que se basa esta técnica incluyen la aceptación del paradigma de Einstein de un complejo campo energético universal (es decir, la existencia de una energía vital que fluye a través y alrededor de todos nosotros).Además, si la vida se caracteriza por un intercambio de varias cualidades energéticas, se puede suponer que cualquier forma de obstrucción – ya sea dentro del organismo o entre el organismo y el medio ambiente – es contraria a la tendencia de la naturaleza y, por lo tanto, poco saludable. En la práctica del Toque Terapéutico se intenta influir en este desequilibrio energético hacia la salud para restaurar la integridad de este campo. De esta manera el médico de TT no trata de “curar” al paciente tanto como el facilitar los procesos curativos del propio paciente, manipulando suavemente el flujo de energía del cuerpo y ajustándolo en su conjunto. Con la consecución del equilibrio en mente, cuerpo y espíritu, tenemos un enfoque verdaderamente holístico (Rebecca Witmer, “Manos que curan: El Arte del Tacto Terapéutico,” Healing Arts , 1995).

Vamos a examinar cuidadosamente estas afirmaciones y las inferencias extraídas de las mismas. Einstein no tenía un paradigma que incluyera la noción de “una energía vital que fluye a través y alrededor de todos nosotros.” Pudo haber escrito sobre intercambios de cualidades de energía. Muchos físicos han escrito sobre cosas tales como la transformación de energía mecánica en energía eléctrica, por ejemplo, pero ¿entendería el físico típico la expresión “la vida es un intercambio de cualidades de energía“? A partir de esta noción la Sra. Witmer infiere que cualquier forma de obstrucción dentro del organismo o entre el organismo y el ambiente es contraria a las tendencias de la naturaleza y, por lo tanto, poco saludable. Esto parece una incongruencia, pero ella continúa afirmando: “si la vida se caracteriza por un intercambio de diversas calidades energéticas, se puede suponer que cualquier forma de obstrucción – ya sea dentro del organismo o entre el organismo y el medio ambiente – es contraria a las tendencias de la naturaleza y por lo tanto no saludable.” Esto se parece más bien a una lógica “alternativa” que usa una ciencia “alternativa” para apoyar una terapia “alternativa“.

Tal vez sea cierto que una obstrucción dentro de un organismo pueda ser contraria a las tendencias de la naturaleza, si por ello entendemos tales cosas como: que una obstrucción de un conducto de aire no es saludable o que las arterias obstruidas no son saludables. Sin embargo, los pacientes con tales obstrucciones más racionales, probablemente querrían que alguien  desbloqueara físicamente ese paso. Una persona racional no podría pensar que un místico agitando las manos sobre el campo energético de uno, alguna vez pudiera eliminar cualquier obstrucción de este tipo. Por otro lado, para la mayoría de los organismos el medio ambiente es principalmente obstrucciones. Esto puede no ser saludable, pero sin duda es natural. En cualquier caso, ¿qué significa la afirmación de que no es saludable ir en contra de las tendencias de la naturaleza ? ¿Son el huracán, el tornado, el volcán, el diluvio, el rayo y el terremoto contrarios a las tendencias de la naturaleza? ¿Cómo podían serlo, ya que son parte de la naturaleza? ¿El león come a la gacela contrariando a las tendencias de la naturaleza? ¿Uno enferma contrariando a las tendencias de la naturaleza?

¿Por qué tantos creyentes?

Uno podría preguntarse por qué un grupo que por lo demás es inteligente, profesionales altamente capacitados como enfermeras, pueden ser atraídos a algo como el TT. La Sra. Witmer podría tener la respuesta. Ella escribe

Los que practican el Toque Terapéutico a menudo informan obtener beneficios para sí mismos. Por ejemplo, la capacidad del TT para reducir el agotamiento en profesionales de la salud ha sido bien documentada.

El terapeuta del TT no tiene poderes: secretos y/o poderes místicos que sólo él puede medir. Consigue mucha regeneración positiva. No puede hacer daño a nadie porque ni siquiera está tocando, y mucho menos invadiendo su cuerpo con drogas o instrumentos quirúrgicos. Conecta con su grupo y se alimentan de su entusiasmo el uno del otro. Hay una gran cantidad de refuerzo comunitario. Muchos pacientes juran que pueden sentir que está haciendo un buen trabajo. Se siente revitalizado, con poder.

¿Por qué tantos pacientes dan testimonio de los beneficios del toque terapéutico u otros tratamientos falsos, tales como la homeopatía y la terapia magnética? Algunos cometen una falacia regresiva. La mayoría de los testimonios no son objeto de seguimiento. Se basan en impresiones inmediatas o tempranas. Tanto el terapeuta como el paciente se engañan al pensar que un estímulo temporal, que puede ser debido a la expectativa, es importante y va a ser duradero. O bien se da crédito al TT cuando el agente causal era un verdadero tratamiento concurrente (fármacos o cirugía, por ejemplo). Además, los sentimientos asociados con una enfermedad o lesión pueden ser bastante complejos, no sólo involucrando al dolor sino a varias emociones y deseos. El paciente puede estar ansioso y temeroso, o esperanzado y optimista. La intervención de cualquier terapeuta humanitario – y los que mundialmente admiran la práctica del TT por su actitud humanitaria –  puede afectar profundamente a estos sentimientos. El paciente puede sentirse mejor, pero el sentimiento puede no tener nada que ver con ser curado o sanado. Hay evidencia científica de que la terapia de apoyo de pacientes con cáncer de mama mejora el humor y el control del dolor, pero no la longevidad (Goodwin 2001; Spiegel 2007). Puede ser que las terapias como el TT tengan un efecto similar sobre el humor, aunque no hagan nada para acortar la enfermedad o la dolencia misma. El humor elevado puede ser interpretado mal como una mejoría de la salud. La misma mejora podría haber sido inducida viendo una película de Buster Keaton.

El espiritualismo New Age ha capturado parte del lenguaje de la física, incluyendo el lenguaje de la mecánica cuántica, en su afán por hacer que una metafísica antigua suene como una ciencia respetable. La New Age predica la mejora de su energía vital, aprovechando la energía sutil del universo, o manipulando su biocampo para que pueda ser feliz, se sienta realizado, exitoso y digno de ser amado, por lo que la vida puede tener un significado, importante y sin fin. La New Age le promete el poder de curar a los enfermos y crear una realidad de acuerdo a su voluntad como si fuera un dios.

Algunos curanderos dicen que pueden sentir la energía de estos elusivos e ineluctables biocampos, de las vibraciones, las auras, o los rayos. Los practicantes del Toque Terapéutico (TT)  hacen esta afirmación. Veintiún profesionales, que sabían por experiencia tanto que hasta podían sentir la energía alrededor de los cuerpos de los pacientes, fueron probados. Nunca habían sido probados, sin embargo, en una situación en la que no podían ver la fuente del supuesto “campo energético”. Emily Rosa, de nueve años, probó a estos curadores energéticos para ver si podían sentir su energía vital cuando no podían ver su origen. La prueba era muy simple y pareció indicar claramente que el sujeto no podía descubrir la energía vital de las manos de la niña cuando estas eran colocadas cerca de las suyas. Ellos tenían una probabilidad del 50% de acertar en cada prueba, sin embargo, en 280 intentos sólo acertaron el 44% de las veces al situar las manos de Emily. Si no pueden detectar la energía, ¿cómo pueden si quiera manipularla o transferirla? ¿Qué están detectando? Lo más probable es que están detectando lo que les sugestionó quienes les enseñaron esta práctica. Su sentimiento de detección de energía parece estar siendo fabricado únicamente en su propia mente. James Randi ofreció 1.000.000 de dólares a Krieger para que ella, o cualquier persona de esta materia, demuestre que puede detectar el campo energético humano. Hasta ahora, Krieger no ha sido probada.

Nota: el documento de Rosa con las criticas y las refutaciones está ahora disponible online en la Skeptic magazine.

Para saber más…

Libros y artículos

Clark, Philip E. and Mary Jo Clark, “Therapeutic touch: Is There a Scientific Basis for the Practice?” Nursing Research, 33 , Jan/Feb 1984.

Gilovich, Thomas. How We Know What Isn’t’ So: The Fallibility of Human Reason in Everyday Life (New York: The Free Press, 1993).

Goodwin, Pamela J. et al. “The Effect of Group Psychosocial Support on Survival in Metastatic Breast Cancer,” New England Journal of Medicine, Volume 345, Number 24 December 13, 2001.

Hover-Kramer, Dorothea. Healing touch: a resource for health care professionals with contributing authors, Janet Mentgen, Sharon Scandrett-Hibdon (New York : Delmar Publishers, 1996).

Montagu, Ashley. Touching : The Human Significance of the Skin(HarperCollins, 1986). (Touching really is therapeutic.)

Selby, Carla and Bela Scheiber. “Science or Pseudoscience? Pentagon Grant Funds Alternative Health Study, ” in the Skeptical Inquirer, July/August 1996.

Selby, Carla and Bela Scheiber. Therapeutic Touch (Prometheus, 2000).

Stenger, Victor J. “Quantum Quackery,” Skeptical Inquirer. January/February 1997.

Williams, Susan M. “Holistic Nursing,” in Examining Holistic Medicine ed. by Douglas Stalker (Buffalo: Prometheus Books, 1989).

Websites

“Nursing irrationality” by Sarah Glazer in Spiked Health

Experimental Protocol: Therapeutic Touch by Observatoire Zététique July 2004

Hands Off, Doctor by Howard Fienberg

“Therapeutic Touch” by Stephen Barrett, M.D.

A Scientific test of TT done by PhACT Date: 14 November 96

“Pentagon’s ‘Healing Hands’ Study,” by John Elliston

Rocky Mountan Skeptics on TT

The Jama TT Article Critiqued by Carla Selby

THERAPEUTIC TOUCH: Healing Therapy or Hoax?

Support groups don’t extend survival of metastatic breast cancer patients

Share

Categorías:

  • Palabra al azar

    • Placebo (efecto)
      El efecto placebo es la mejora medible, observable, o sentida de la salud o el comportamiento que no es atribuible a la actuación de un medicamento o tratamiento invasivo administrado. El efecto placebo no es la mente sobre la materia, sino más bien una no medicina mente-cuerpo. “El efecto placebo” se ha convertido en un término genérico para un cambio positivo en la salud que no es atribuible a la medicación o al tratamiento. Tal y como se explica a continuación, el cambio puede ser debido a muchas cosas, como la regresión a la media, a la mejoría espontánea, a la reducción del estrés, a un primer diagnóstico erróneo, a la esperanza de sujeto, al condicionamiento clásico, etc Un placebo (del latín “placere” o complacer) es una sustancia farmacológicamente inerte (como por ejemplo, una solución salina o un comprimido de almidón) que parece producir un efecto similar a lo
  • Ir a los archivos y notas del Escepticcionario

    Skeptic Dictionary